Daños en el chasis del coche (5 señales importantes a tener en cuenta)

En un mundo perfecto, nos pasaríamos la vida conduciendo del punto A al punto B sin miedo a sufrir un accidente. Sin embargo, por desgracia, los accidentes ocurren con frecuencia y sin cesar en las carreteras de nuestro país. Cuando se producen estas colisiones, nuestros vehículos suelen llevarse la peor parte.

Si se tiene suerte, una colisión menor no provocará más que algunos defectos estéticos, que pueden repararse con relativa facilidad. Puede ser sencillo eliminar una abolladura o repintar el parachoques.

Sin embargo, en el otro extremo, las colisiones más violentas suelen dejar daños mecánicos importantes que son mucho más difíciles de reparar (o incluso de ver).

De estos daños, ninguno es tan importante como los que se extienden al chasis de un vehículo. Cuando se producen daños en el chasis, la probabilidad de que un vehículo sea dado de baja se dispara, ya que suele ser el proverbial clavo en el ataúd para todos los vehículos, excepto los más nuevos. Sin embargo, a menudo uno se pregunta cuán grave puede ser este daño.

Sigue leyendo para saber más sobre la gravedad de los daños estructurales en el chasis de un coche, un camión o un todoterreno y los costes típicos asociados a la reparación de esos daños.

Índice de Contenido
  1. ¿Qué es el chasis de un coche?
  2. ¿Qué se entiende por daños en el chasis?
  3. Señales de un coche con daños en el chasis
    1. #1 - Curvas irregulares en el chasis
    2. #2 - Alineación drásticamente alterada
    3. #3 - Componentes de la suspensión colocados de forma poco natural
    4. #4 - Componentes mal ajustados
    5. #5 - Desgaste irregular de los neumáticos
  4. ¿Se pueden reparar los daños en el chasis o se destruye el coche?
  5. Coste de la reparación de los daños del cuadro
  6. ¿Es seguro conducir un vehículo con daños en el chasis?
  7. ¿Se puede vender un coche con daños en el chasis?

¿Qué es el chasis de un coche?

qué son los daños en el chasis del coche

El chasis de un coche es la base sobre la que se construye el resto del vehículo. Un "chasis" consiste esencialmente en dos raíles principales, que recorren la longitud del vehículo y están conectados por una serie de barras transversales a intervalos variables

Aunque el diseño exacto del chasis de un vehículo suele variar según las marcas y los modelos, todos sirven para lo mismo. Desde la carrocería del vehículo hasta los componentes de la transmisión, todos están unidos a esta estructura central en un punto concreto de su construcción.

La carrocería de un vehículo se monta en el chasis por debajo mediante soportes especiales. Tanto el motor como la transmisión de un vehículo se mantienen en su sitio gracias a los soportes que sostienen el chasis. En esencia, sin un chasis bien diseñado, un vehículo simplemente no existiría

Los chasis de los vehículos también se diseñan cuidadosamente para incorporar ángulos específicos, que afectan a características como la inclinación de la transmisión y la geometría del frontal. La más mínima variación de estos ángulos puede presentar una serie de problemas de conducción.

qué es el chasis de un coche

¿Qué se entiende por daños en el chasis?

Cualquier daño que se extienda a la estructura principal de soporte de un vehículo o que comprometa su daño estructural se clasifica como daño del chasis.

El ejemplo más común de esta forma de daño es el de un chasis doblado. Esto ocurre cuando un golpe sufrido durante una colisión es lo suficientemente grave como para deformar la estructura portante del vehículo.

Los daños en cualquier punto de montaje remachado o soldado permanentemente al chasis de un vehículo también pueden clasificarse como daños en el chasis. Esto incluye los daños que se extienden a los soportes superiores de la suspensión o a las bridas de montaje del travesaño del vehículo.

Señales de un coche con daños en el chasis

daños estructurales en el coche
travesaño doblado/torcido

Al considerar la compra de un coche usado, hay varios signos reveladores de daños en el chasis que todo comprador potencial debe conocer. A continuación se enumeran algunas características clave de los daños en el chasis a las que hay que prestar atención.

#1 - Curvas irregulares en el chasis

En la mayoría de los casos, si la curvatura de un raíl del bastidor no coincide con la curvatura del raíl del lado opuesto del vehículo, hay que sospechar que hay daños en el bastidor.

La mayoría de las curvas producidas en los raíles del chasis son idénticas de un lado a otro del vehículo y tienen un aspecto extremadamente uniforme.

#2 - Alineación drásticamente alterada

mala alineación

La parte delantera de un vehículo puede estar desalineada por varias razones. Sin embargo, una desalineación drástica, claramente visible a simple vista, suele ser un indicio de daños en el chasis.

No te dejes engañar por las afirmaciones de un vendedor de que el vehículo en cuestión estará bien tras una rápida alineación.

Relacionado: Síntomas de una mala alineación

#3 - Componentes de la suspensión colocados de forma poco natural

Si un rápido vistazo al interior del hueco de la rueda de un vehículo revela un amortiguador o puntal anormalmente inclinado que no coincide con el del extremo opuesto del mismo eje, busca en otra parte.

Los amortiguadores y puntales mal colocados o desalineados indican que un daño sustancial en el chasis ha alterado la posición de los puntos de montaje de la suspensión del vehículo.

#4 - Componentes mal ajustados

car door wont shut

Si algunos de los paneles de la carrocería de un vehículo y los componentes que los acompañan parecen tener un mal ajuste y acabado, es muy probable que la culpa sea de un daño sustancial en el chasis. Una puerta que no se cierra bien también puede ser un signo de problemas más graves.

Esto es especialmente cierto si todos los paneles y componentes parecen nuevos pero se doblan con dificultad al moverlos. En muchos casos, el chasis de un vehículo se ha deformado hasta el punto de alterar la posición de los soportes de la carrocería.

#5 - Desgaste irregular de los neumáticos

Los neumáticos pueden desgastarse regularmente por diversas razones. Sin embargo, si los neumáticos del mismo vehículo presentan patrones de desgaste diferentes, es muy probable que la causa sea un daño en el chasis.

Cuando un chasis se ha dañado hasta el punto de alterar su geometría, los neumáticos de un vehículo suelen moverse de forma irregular al circular por la carretera. Esto casi siempre conduce a un desgaste extremadamente extraño de la banda de rodadura.

¿Se pueden reparar los daños en el chasis o se destruye el coche?

signos de un coche con daños en el chasis

La posibilidad de reparar el chasis de un coche depende de la magnitud de los daños sufridos. En algunos casos, cuando el daño es relativamente menor, se puede reparar el chasis de un vehículo.

Sin embargo, en otros casos más graves, los daños en el chasis son completamente irreconciliables.

Cuando los daños en el chasis son tan graves que requieren un tiempo, un esfuerzo y un dinero considerables para realizar las reparaciones necesarias, no siempre es posible o seguro hacerlo.

No sólo el gasto asociado a estas reparaciones puede superar al de la mayoría de los vehículos en su totalidad, sino que un chasis previamente reparado nunca es tan fuerte como lo era antes del daño.

En consecuencia, aunque un chasis pueda ser reparado, esto supone una enorme responsabilidad. Por esta razón, muchos talleres se resisten rápidamente a la idea de reparar un chasis que se considera excesivamente deformado o distorsionado.

Relacionado: ¿Qué es un título de marca?

Coste de la reparación de los daños del cuadro

coste de reparación de daños en el bastidor

El coste asociado a la reparación de los daños del armazón puede variar significativamente de un extremo a otro y depende en gran medida de la gravedad de los daños.

En casi todos los casos, será necesario colocar un vehículo en un equipo especializado, conocido como chasis portador, para poder realizar reparaciones precisas. Estos servicios nunca son baratos y suelen tardar en completarse.

En el extremo inferior de la gama de precios están los daños en los soportes de la suspensión, que suelen estar remachados/soldados de fábrica. Las reparaciones de este tipo también pueden ser bastante caras y a menudo implican costes de mano de obra de entre 1000 y 2000 dólares.

Lo peor de todo es que esta estimación no incluye el coste asociado a la reparación de los daños estéticos adicionales que se produjeron durante la colisión.

En el otro extremo de este rango de precios está el coste de la reparación de un chasis muy dañado o torcido. No es raro que las reparaciones de este tipo superen los 10.000 dólares, antes de la sustitución de los componentes cosméticos externos.

Muy pocos coches se someten a reparaciones tan extensas, porque rara vez es posible hacerlo

¿Es seguro conducir un vehículo con daños en el chasis?

bloqueo de los frenos

En pocas palabras, es nunca es seguro conducir un vehículo con daños en el chasis no reparados. Cuando se producen estos daños, la integridad estructural del vehículo se ve comprometida. En consecuencia, una colisión posterior de cualquier tipo puede tener consecuencias desastrosas

Además, como los daños en el chasis suelen alterar la geometría de la parte delantera del vehículo, la conducción se ve afectada. Esto puede dar lugar a una dirección desequilibrada y a una distribución desigual del peso, y ambas cosas pueden aumentar la probabilidad de sufrir un accidente de este o aquel tipo.

Por si esto no fuera lo suficientemente convincente, también es importante entender que se te podría considerar responsable si en un accidente hirieras a otro conductor, sabiendo que conducías un vehículo con daños en el chasis sin reparar.

En consecuencia, podrías poner en peligro el sustento de varias personas al conducir un vehículo dañado de esta manera.

¿Se puede vender un coche con daños en el chasis?

La legalidad de la venta de un vehículo con daños en el chasis suele variar de un estado a otro. Sin embargo, en casi todos los casos el vendedor está obligado por ley a revelar los detalles de esos daños antes de la venta. No revelar esta información puede conducir rápidamente a una demanda.

Además, no revelar los daños en el chasis durante la venta de un vehículo puede meterte en graves problemas civiles y posiblemente incluso penales si el nuevo propietario del vehículo resulta herido en una colisión relacionada con dichos daños.

En esencia, proporcionar a los posibles compradores una relación detallada de los daños conocidos en el chasis no sólo es la mejor manera de proceder, sino también el único camino que merece la pena tomar.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Daños en el chasis del coche (5 señales importantes a tener en cuenta) puedes visitar la categoría .

¡Más Contenido!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Go up