Cómo limpiar el polvo de los frenos en minutos y evitar que se repita

Hoy es un día en el que aprenderás cómo limpiar el polvo de los frenos de las ruedas de tu coche. Se trata de un problema grave que tiene innumerables efectos secundarios. En primer lugar, hará que tus ruedas parezcan viejas y sucias. La situación es aún peor si tus ruedas están cubiertas de pintura plateada. Puedes ver que el polvo de los frenos puede dañar permanentemente la pintura y el metal que hay debajo. Su reparación es costosa y tendrás que desmontar el neumático y la rueda para solucionar el problema. Afortunadamente, puedes eliminar el polvo de los frenos y evitar que esto vuelva a ocurrir con esta sencilla guía.

Índice de Contenido
  1. ¿Qué causa el polvo de los frenos?
  2. Cómo limpiar el polvo de los frenos (paso a paso)
    1. Deja que el coche se enfríe
    2. Utiliza un limpiador a presión para rociar las ruedas
    3. Solución limpiadora de ruedas en spray
    4. Utiliza el cepillo del rodillo
    5. Vuelve a utilizar la hidrolimpiadora
    6. Utiliza arcilla de modelar para limpiar las manchas más resistentes de las ruedas
    7. Limpia las ruedas
    8. Aplica la cera para coches
  3. Cómo evitar el polvo de los frenos
    1. Sustituye las pastillas de freno por unidades de recambio
    2. Instalación de los guardapolvos de los frenos
    3. Utiliza un eliminador de polvo de frenos
    4. Cómo limpiar el polvo de los frenos Vídeo de YouTube
  4. La última palabra

¿Qué causa el polvo de los frenos?

La primera pregunta que puedes hacerte es qué es el polvo de los frenos? Para aprender a limpiar correctamente el polvo de los frenos, tienes que saber por qué se produce este problema en primer lugar. Los coches utilizan rotores y pastillas de freno para detenerse. Cuando pisas el pedal de freno, los pistones del interior de las pinzas empujan las pastillas de freno contra los rotores, provocando la fricción y deteniendo tu coche. Las pastillas de freno están diseñadas para este fin, y utilizan materiales más blandos que los rotores. Por ejemplo, algunas pastillas de freno utilizan latón, hierro y metales similares que no dañará el rotor.

Esta fricción hace que las pastillas de freno se deterioren y pierdan una fina capa de material con cada frenada. Esta capa se aprieta entre el rotor y las pastillas de freno, y se convierte literalmente en polvo. Este es un problema común con las pastillas de freno baratas y de baja calidad.

La mayor parte del polvo es hierro, el 90% de hecho. El resto es carbono, que es un subproducto del proceso. Añade el calor y podrás ver por qué el polvo de los frenos se pega a las ruedas y por qué es tan difícil de eliminar. Utilizar un trapo y agua es ineficaz en este caso. En cambio, el limpiador de polvo de frenos es un método mucho más eficaz y deseable.

Cómo limpiar el polvo de los frenos (paso a paso)

Lo que necesitarás:

  • Limpiador de ruedas
  • Un trozo de tela
  • Cepillo para ruedas
  • Lavadora a presión
  • Barra de arcilla
  • Cera para coches

Ahora es el momento de empezar a explicar Cómo limpiar el polvo de los frenos de los rotores y las ruedas. Es una tarea sencilla que requiere herramientas básicas como has visto y tu tiempo. No hace falta nada más para que puedas abordar este proceso en tu garaje. Por otro lado, algunos habréis oído que es posible utilizar un limpiador de polvo de frenos. Esto es parcialmente cierto. Conseguirás algún efecto, pero no será tan grande como esperabas. Utilizar los ingredientes de la lista anterior es una opción mucho más segura. En cualquier caso, tendrás que seguir los pasos que se mencionan a continuación.

Te puede gustar Probando la mejor herramienta de abocardado de tubos de freno

Deja que el coche se enfríe

El primer paso para saber cómo limpiar la guía de polvo de los frenos es el más obvio. Tienes que dejar que el coche y los frenos se enfríen. Si arrancas cuando los rotores y los frenos están calientes, harás que los metales se contraigan rápidamente, lo que puede provocar grietas en el propio metal. Esto significa simplemente que tus frenos se dañarán y pueden fallar por completo mientras conduces Debes empezar el proceso cuando puedas mantener la mano en el volante sin quemarte la piel.

Utiliza un limpiador a presión para rociar las ruedas

Este paso también es básico. Tendrás que rociar las ruedas con la hidrolimpiadora para eliminar todo el polvo posible en el menor tiempo posible. Haciendo esto, facilitarás literalmente todo el proceso. Si no tienes una lavadora a presión, alquila una. También puedes comprar uno nuevo por sólo 50 dólares. Si eso no es una opción, puedes utilizar una manguera y agua. Esto es un poco más molesto, ya que no estarás usando presión y acabarás con más polvo para eliminar en los siguientes pasos.

Solución limpiadora de ruedas en spray

Pulveriza tu limpiador de ruedas en las ruedas y deja que actúe durante 5-10 minutos. Esta solución está diseñada para eliminar las manchas y restos más difíciles de las ruedas sin dañar la pintura, los neumáticos o las válvulas. La clave es rociar todas las partes de las ruedas, pero concentrándose en las zonas donde el polvo está más presente. Puedes ver cómo funcionará el limpiador y cómo empezará a eliminar el polvo y otros residuos. Una vez que haya pasado el tiempo, puedes pasar al siguiente paso.

Utiliza el cepillo del rodillo

Ahora tendrás que ensuciarte las manos. No te preocupes, este es un paso sencillo. Con el cepillo, frota el limpiador de llantas en las ruedas y céntrate en las zonas polvorientas. Frota todo lo que puedas durante 10 minutos por rueda. Con el tiempo, notarás que el polvo empezará a aflojarse y a desprenderse de las ruedas. Si es necesario, vuelve a rociar el limpiador de ruedas y utiliza el cepillo una vez más.

Hay muchos cepillos para ruedas disponibles en el mercado, y todos harán el trabajo. Sin embargo, los modelos con forma de cono son los que mejor funcionan. Permiten llegar a todas las zonas de las ruedas y eliminar fácilmente el polvo en segundos. Asegúrate de lavar y limpiar el cepillo cuando hayas terminado. De este modo, podrás utilizarlo más de una vez y no tendrás que gastar dinero en un nuevo cepillo para ruedas la próxima vez que quieras limpiarlas.

Vuelve a utilizar la hidrolimpiadora

En este paso tendrás que volver a utilizar la hidrolimpiadora y eliminar la mezcla de polvo de frenos, suciedad y limpiador de ruedas que has utilizado. Verás que, en la mayoría de los casos, esto es muy difícil de hacer, por lo que tienes que mover la hidrolimpiadora lentamente y aplicar la atención necesaria a cada rueda. Asegúrate de aplicar el agua en todas las zonas y, sobre todo, en las que todavía están cubiertas de polvo de frenos.

Utiliza arcilla de modelar para limpiar las manchas más resistentes de las ruedas

Para este paso, tendrás que utilizar la arcilla para coches de la que hemos hablado antes. Basta con romper un trozo pequeño, colocarlo entre los dedos y empezar a raspar la suciedad, el polvo y la mugre de las ruedas. Este paso es útil porque la arcilla puede eliminar todo tipo de manchas en cuestión de minutos. Verás una gran diferencia y podrás obtener un gran resultado final. Recuerda utilizar movimientos lentos y asegurarte de que todas las manchas se eliminan por completo. Te llevará entre 10 y 20 minutos por rueda completar este paso. Una vez que hayas terminado, pasa al siguiente paso.

Limpia las ruedas

Este paso sirve en realidad para preparar las ruedas para el octavo paso Debes utilizar un paño seco para asegurarte de que tus ruedas están completamente secas. Es aconsejable dejarlas un rato después de que hayas terminado, para asegurarte de que están completamente secas. Tendrás que cambiar el paño varias veces para obtener el resultado final deseado.

Aplica la cera para coches

El último paso es el más gratificante. Verás cómo las ruedas vuelven a brillar, y estarás más que contento. Una vez que las ruedas estén completamente secas, utiliza cera para coches y una toalla seca para aplicarla a las ruedas. Asegúrate de seguir los pasos exactos indicados por el fabricante. La mayoría de los productos de este tipo son sencillos de utilizar, pero algunos requieren habilidades especiales y herramientas adicionales. Aplica la cera a las 4 ruedas y verás cómo quedan perfectas.

Aplicar la cera no es un paso obligatorio, pero es más que deseable. En primer lugar, las ruedas estarán mejor protegidas del polvo de los frenos y de otras suciedades. En segundo lugar, puedes ver que mantendrán su brillo durante más tiempo y harán que tu coche tenga un aspecto mucho mejor. Una vez que hayas completado este paso, habrás terminado.

Puede que te guste: Principales componentes del sistema de frenos y descripciones breves

Cómo evitar el polvo de los frenos

Desgraciadamente, no hay una sola forma o método que puedas utilizar para evitar que el polvo de los frenos se produzca y afecte a tus ruedas. Sin embargo, podemos ver que el exceso de polvo de los frenos en una o en todas las ruedas puede reducirse y eliminarse en gran medida utilizando diferentes métodos. A continuación encontrarás los mejores métodos que deberías probar.

Necesitarás :

  • El mejor eliminador de polvo de los frenos
  • Cubierta de polvo de freno
  • Pastillas de freno de repuesto

Sustituye las pastillas de freno por unidades de recambio

Esta es la mejor solución, y lo primero que hay que hacer es eliminar el polvo de los frenos que te molesta. Las pastillas de freno normales son demasiado blandas, y convertirán las capas de material en polvo en pocos días. Si sustituyes las unidades por pastillas de freno del mercado de accesorios, eliminarás literalmente el riesgo de que vuelva a producirse polvo en los frenos. Busca pastillas de freno que contengan Kevlar, fibra de carbono y materiales sintéticos. Estos materiales también aumentarán la potencia de frenado de cualquier coche, pero no se convertirán en polvo, por lo que no tendrás que preocuparte por el polvo de los frenos. Lo ideal es que tengas pastillas de freno cerámicas. Tampoco provocan polvo de freno, sino que soportan grandes temperaturas y detienen tu coche antes que cualquier otro tipo de pastilla de freno.

Instalación de los guardapolvos de los frenos

Esta es una opción que puedes instalar en tu coche por 100 dólares o menos. Un par de escudos suele costar unos 50 dólares y se pueden instalar en unos minutos. Tendrás que levantar el coche, quitar una rueda e instalar un protector. Se instala un escudo en una pinza de freno.

Estos complementos se colocan en el interior de la rueda, entre los rotores, y evitan que el polvo de los frenos caiga sobre las ruedas y se quede allí. Recuerda que no evitarán que se produzca el polvo de los frenos. Se seguirá produciendo, y caerá bajo tu coche, pero no afectará a tus ruedas.

Este es uno de los métodos más gratificantes que puedes utilizar. Combinado con el primer paso, nunca más tendrás que preocuparte por el polvo de los frenos, y tus ruedas parecerán nuevas durante mucho tiempo. Es importante añadir que también puedes personalizarlos. Puedes pintarlas literalmente del color que quieras o de negro y hacerlas invisibles. Algunas unidades también están diseñadas para dar a tu coche un mejor aspecto y una sensación deportiva.

Utiliza un eliminador de polvo de frenos

Los productos como Hydrosilex son conocidos como repelentes del polvo de los frenos. Permiten hacer la superficie de la rueda mucho más suave y resbaladiza porque contienen jabón de sílice. Cuando esto ocurre, el polvo seguirá cayendo sobre las ruedas, pero se deslizará y caerá al suelo. No tendrás que preocuparte por el polvo o la suciedad.

También nos ha gustado este método porque puede ayudar a que tu coche tenga un aspecto mucho mejor y las ruedas vuelvan a brillar. Sólo tienes que aplicar el jabón de sílice un par de veces al mes y ya está. Hay todo tipo de productos de este tipo en el mercado, así que siempre puedes encontrar el que mejor te funcione. También son muy asequibles y un paquete puede durar mucho tiempo.

Lee más:

Cómo limpiar el polvo de los frenos Vídeo de YouTube

La última palabra

Ahora ya sabes cómo limpiar el polvo de los frenos y cómo evitar que se repita. Utiliza las guías explicadas anteriormente siempre que quieras y asegúrate de encontrar la que mejor se adapte a tus ruedas. Todos los pasos que hemos explicado son seguros para las ruedas, los neumáticos, las válvulas y los frenos en general. Una vez que hayas eliminado todo el polvo, no dudes en aplicar los métodos para evitar que esto ocurra. Es un proceso sencillo y asequible que te ayudará a tener las ruedas perfectamente limpias en todo momento y también hará que todo el coche tenga mejor aspecto.

.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Cómo limpiar el polvo de los frenos en minutos y evitar que se repita puedes visitar la categoría Mecánica General.

¡Más Contenido!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Go up